Skip to content

¡Tribunal Supremo dictamina la obligatoria reincorporación de un trabajador despedido de forma improcedente!

Index

    El Tribunal Supremo ha tomado una decisión que podría cambiar la forma en que las empresas despiden a sus empleados. En un fallo reciente, el alto tribunal ha dictaminado que, una vez corregidos los defectos de un despido nulo, es necesario que la empresa reincorpore al trabajador despedido de forma improcedente, de manera legal.

    El caso se remonta al 6 de junio de 2017, cuando un juzgado de Orense declaró improcedente el despido de un trabajador de Industrias Químicas Gallegas debido a defectos de forma. Cumpliendo con la sentencia, la empresa readmitió al trabajador el 15 de junio, pero luego, al subsanar los errores, volvió a despedirlo. El empleado recurrió la decisión ante la justicia, y en enero de 2018, el Tribunal Superior de Justicia de Galicia obligó a la empresa a indemnizarle.

    La firma química llevó el caso al Tribunal Supremo, que emitió su sentencia el 7 de septiembre a favor de la empresa. En referencia a un fallo del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León de noviembre de 2011, el Supremo confirma que el despido es procedente y señala que la empresa tiene derecho a despedir al trabajador que aún no ha prestado servicios. Según explica el tribunal, "la relación laboral se recompone con la opción de readmisión, que queda nuevamente declarada resuelta por el empresario en caso de que se subsanen los defectos formales de la nulidad anterior".

    El Supremo señala que, aunque la relación laboral se reestablece cuando el trabajador despedido de forma improcedente es readmitido por la empresa, no es necesario que el empleado vuelva a prestar servicios para que exista el despido, pero sí es legal.

    Esta decisión otorga a las empresas la oportunidad de efectuar despidos rápidamente, ya que el Supremo afirma que "la prohibición de despedir por las causas invocadas en el despido" y "en el despido objetivo opera la prescripción de las faltas aplicable a los despidos disciplinarios que se produzcan por variaciones en la situación económica de la empresa justificadoras del despido alegadas en la carta".

    En resumen, el Tribunal Supremo ha sentado un precedente importante al dictaminar que es obligatorio que las empresas reincorporen a los trabajadores despedidos de forma improcedente, una vez corregidos los defectos formales del despido. Esta decisión podría tener un impacto significativo en la forma en que las empresas manejan los despidos y en los derechos laborales de los empleados.

    Si quieres conocer más sobre las causas y consecuencias del despido nulo, descubre aquí toda la información relevante. Además, si te encuentras en una situación de despido injusto, puedes conocer tus opciones aquí.